Imprimir
Visto: 466

Cuba transporte Eduardo Rodriguez

La Habana.- El transporte terrestre, aéreo y marítimo en Cuba retorna a la normalidad y contempla hoy, además, su recuperación y sostenibilidad en un proceso gradual, previsto hasta el 15 de este mes.

Al decir del ministro del Transporte, Eduardo Rodríguez, tras el levantamiento de las restricciones para la movilidad se retomaron los itinerarios en las localidades y comenzaron las transportaciones interprovinciales.

A partir del 15 de noviembre, puntualizó, se prevé la recepción de más 400 vuelos semanales en los 10 aeropuertos del país, de ellos ya están aprobadas 147 vuelos semanales estadounidenses a cualquier terminal aérea del país.

Pero persisten las restricciones establecidas por el gobierno de Estados Unidos en 2019 que obliga a sus aeronaves a utilizar solamente el aeropuerto capitalino.

Se trata, de una de las 243 medidas adoptadas para arreciar el bloqueo económico, financiero y comercial que aplica Estados Unidos contra Cuba desde hace más de seis décadas.

Para el arribo de los viajeros ya se encuentran acondicionadas las terminales aéreas para garantizar un tránsito seguro, asi como se optimizaron los controles sanitarios, pero sin descuidar la salud de los visitantes.

En el caso de los vuelos nacionales el tráfico aéreo se reiniciará en correspondencia con la disponibilidad de aeronaves.

La reapertura cuenta con algunas novedades como la disponibilidad de 30 minutos de internet gratuita en todas las terminales, y a futuro, la realización por la vía digital de trámites adelantados para la entrada al territorio nacional.

Las transportaciones marítimas deben comenzar el día 5 hacia y desde el municipio especial Isla de la Juventud, y el 15 -del propio mes- la nación caribeña permitirá la permanencia de embarcaciones de recreo en aguas territoriales.

Mientras se espera retomar el arribo de cruceros a partir del mes de diciembre.

El titular del Transporte explicó que dentro la estrategia del gobierno cubano uno de los macroprogramas insertados en el Plan Nacional de Desarrollo Económico y Social contempla un programa específico para el desarrollo del sector transportista.

Allí existen proyectos integrales destinados a la trasportación de pasajeros, carga e infraestructura.

Para su desarrollo, se priorizan alternativas que permitan acceder a financiamientos y lograr la recuperación, sostenibilidad y perfeccionamiento de la gestión transporte previstas en la cartera de oportunidades.

Está previsto aplicar varias variantes para esas fuentes de financiamientos, desde la inyección de capital foráneo o como fondos de diferentes tipos.

La otra gran prioridad, indicó, es el perfeccionamiento de la gestión transportista mediante la aplicación de las nuevas medidas aprobadas por el Gobierno para el perfeccionamiento de la empresa estatal socialista y los nuevos actores económicos.