Imprimir
Visto: 774

diaz canel entv

La Habana.- El primer secretario del Comité Central del Partido Comunista de Cuba y presidente de la República, Miguel Díaz-Canel Bermúdez se dirigió en horas de la noche al pueblo cubano.

Al inicio de su comparecencia, el mandatario abordo cómo el país marcha hacia una nueva normalidad, recalcando que la nación vivió dos años de cierre en situaciones duras pero "nos vamos levantando".

Estamos en un momento en el que vencemos la pandemia y vemos cómo el país retoma su curso y normalidad. Con un pueblo como el de Cuba no hay rendición posible y por ese esfuerzo compartido podemos hablar de recuento, homenajear y reconocer.

diaz caneltv1

El Jefe de Estado lamentó las pérdidas ocasionadas por la pandemia y extendió sus condolencias a familiares y amigos de las víctimas. A todos, dedicó el triunfo de la ciencia y la salud. "Cuba merece una celebración ajustada a la nueva normalidad", señaló el Presidente cubano.

Díaz-Canel refirió que el imperialismo aprovechó este momento para apretar las tuercas y presentarnos como un Estado fallido, pero nuestro pueblo se ha venido reponiendo y se abren luces para seguir adelante.

Recalcó que estamos obligados a saltar por encima del bloqueo con nuestras propias fuerzas, con el talento del pueblo y por ello podemos lograr conquistas y atenuar, en mucho, las dificultades que nos ocasiona.

Esta sería la manera de defender la Patria, la que nuestros padres nos dejaron como herencia y que obliga a juntos a escalar montañas. Estamos en disposición de hablar y comentar sobre estos temas.

Periodista: ¿Se puede afirmar que está controlada la pandemia? ¿Qué garantía tenemos los cubanos de que no haya otro pico pandémico?

diaz canel2

Sobre la primera apertura que vivió el país, el Jefe de Estado resaltó que no fue eficiente el protocolo de ingreso domiciliario, problema que se agravó tras la entrada de las nuevas cepas de la Covid-19 al país.

En ese momento los científicos cubanos ya estaban en los ensayos clínicos con las vacunas propias, una muestra de la soberanía alcanzada por el país en este aspecto.

Luego, con la inmunización de la población, se originó un decrecimiento ahora está sobre los 400 casos, lo cual es un regreso a los mismos niveles que existían en enero del pasado año.

Díaz-Canel hizo un recuento del comportamiento de los fallecidos como consecuencia de la pandemia, cifras que han disminuido considerablemente en los últimos meses y semanas.

Asimismo, planteó que hay una tendencia al decrecimiento de los casos y comparó algunos indicadores de Cuba, el mundo y la región de las Américas.

En este punto, señaló que Cuba tiene un control de la expansión de la enfermedad, comportamiento que se manifiesta con el bajo índice de casos activos con un 0,22 por ciento, el 98,92 de los casos recuperados y una letalidad de 0,86 por ciento, resultados que reconocen la labor realizada por el Sistema de Salud, científicos y la cooperación y participación de nuestro pueblo.

"La Covid-19 no va a desaparecer", recalcó el Presidente y nos hemos preparado para combatirla en estos dos años de pandemia.

Un elemento de orgullo nacional es la soberanía de nuestras vacunas, entrando a este proceso un poco tarde en comparación con aquellos países que tuvieron dinero y pudieron adquirirlas mediante mecanismos internacionales, resaltando que estamos creciendo en una velocidad de vacunación de un 4,4 por ciento cada semana.

Precisó la creación de los laboratorios, el desarrollo de medicamentos innovadores y otros que tenían eficacia en diferentes enfermedades y se usaron en el tratamiento contra la pandemia, así como en el diseño y puesta en marcha de equipos, como los ventiladores pulmonares, en relación productivo estatal junto al no estatal.

Agregó que la vuelta a normalidad vendrá acompañada de un control de la epidemia que es evidente, pero tenemos que tener un control que parte de la conciencia y responsabilidad de este tema.

Un elemento de orgullo nacional es la soberanía de nuestras vacunas, entrando a este proceso un poco tarde en comparación con aquellos países que tuvieron dinero y pudieron adquirirlas mediante mecanismos internacionales, resaltando que estamos creciendo en una velocidad de vacunación de un 4,4 por ciento cada semanal.

Precisó la creación de los laboratorios, el desarrollo de medicamentos innovadores y otros que tenían eficacia en diferentes enfermedades y se usaron en el tratamiento contra la pandemia, así como en el diseño y puesta en marcha de equipos, como los ventiladores pulmonares, en relación productivo estatal junto al no estatal.

Agregó que la vuelta a normalidad vendrá acompañada de un control de la epidemia que es evidente, pero tenemos que tener un control que parte de la conciencia y responsabilidad en este tema.

Estamos vacunados, estamos inmunizados, vamos al refuerzo, hay un sistema de trabajo robusto, nos estamos perfeccionando a partir de aspectos que no salieron bien, "hemos aprendido, pero no podemos confiarnos ni relajarnos, las actividades tenemos que hacerlas con toda la responsabilidad para no retroceder".