Imprimir
Visto: 1192

autoxonsumo familiar las tunas comienza revitalizarse

Las Tunas.- La edad y las dolencias no le quitan el milenario ímpetu que distingue su vida. Mantiene intactas sus ansías de dar más y más, como cuando hizo historia por años desde su cargo de Coordinador Provincial de los Comités de Defensa de la Revolución (CDR). Róger Enrique Mastrapa Pérez sabe que en el esfuerzo y la vergüenza están las victorias. En estos tiempos de pandemia y la necesidad de producir alimentos tampoco duermen sus iniciativas y echa a andar.

Aprovechar los espacios domésticos es la principal audacia en eso de “tener a mano el ají, el cilandro, el cebollín, el ajo... Los patios pueden aprovecharse, sembrar una mata de plátano es una garantía para una familia. Cualquier alimento, sea verduras, frutas o viandas, se logra con cuidado y un mínimo de tierra”.

Así me contó este indetenible revolucionario y hombre de trabajo duro, al que hay que vincularlo sin titubear por más de 40 años con los positivos resultados de los CDR en la provincia y el país, así como al movimiento del autoconsumo familiar, hecho que Mastrapa entiende vital ante las secuelas lógicas de la Covid-19 y el cambio climático.

Para él este territorio tiene potencial suficiente para rescatar las referencias que logró en Cuba el Plan Manatí. Su optimismo se apuntala en los resultados alcanzados por el contingente agrícola División Mambisa, donde también dirigió en los años duros del Período Especial. Para Róger Enrique la aspiración de incrementar y fortalecer el autoconsumo familiar no es una utopía.

En ese sentido, en una comparecencia en el programa radiotelevisivo Alto y Claro, la vicegobernadora de Las Tunas Yelenis Tornet Menéndez citó como prioridad la producción de alimentos, tanto para el consumo humano como animal y destacó un mayor desarrollo de la Agricultura Urbana con el fomento de autoconsumos familiares. El veterano y querido cederista Róger -no anda equivocado. Solo hay que seguir sus huellas de incansable domador del campo.