Imprimir esta página
Lunes, 31 Julio 2017 05:28

Alejar el alcohol del volante

Escrito por Misleydis González Ávila
  • tamaño de la fuente disminuir el tamaño de la fuente aumentar tamaño de la fuente
  • No comment

La conducción de vehículos a exceso de velocidad o bajo los efectos del alcohol es un problema social que anualmente causa muchos accidentes. Esta realidad exige extremar las medidas preventivas, sobre todo en el período vacacional, en el que resulta más frecuente el traslado masivo de personas a playas y ríos... y el ambiente de recreación favorece el consumo de bebidas alcohólicas.

Cuando alguien bebe con el estómago vacío, el volumen de alcohol en su sangre alcanza el máximo nivel después de media hora. Contrario a la creencia popular ni el café ni el aire fresco ni el ejercicio ayudan a recuperarse. Ciertamente lo único que reduce el efecto de esta droga sobre el cuerpo es el paso del tiempo. Y no existen excepciones entre una u otra bebida; ya sea cerveza, vino o licor, todas tienen contenido de alcohol.
Los especialistas advierten que hasta en pequeñas cantidades, esta sustancia merma las facultades de los chóferes. Uno de los órganos afectados es la vista: las señales del tránsito parecen más pequeñas y se reduce la visión periférica, así como la capacidad de evaluar las distancias y fijar la mirada en objetos lejanos. Igualmente, se hace más lento el procesamiento de datos.
En los accidentes son más graves las lesiones de los conductores que consumieron alguna bebida. A ello se suma, que el efecto del alcohol en el corazón y la circulación de la sangre minimiza las posibilidades de supervivencia en caso de realizarse una intervención quirúrgica de emergencia.
Ante tal situación las autoridades de salud recomiendan no beber cuando se vaya a conducir, ni subir a un vehículo de un chofer que haya bebido. Sin dudas, mantener alejado el alcohol del volante es una manera segura de multiplicar alegrías al verano y prevenir las fatalidades.
Durante el 2016 en Cuba se registró una cifra de unos 10 mil 895 accidentes de tránsito, con un saldo de 667 víctimas. Los siniestros viales son la quinta causa de muerte y la primera en el grupo de edad comprendido entre los 15 y 20 años. Vale la pena reflexionar sobre este asunto que en cada calendario enlútese a muchas familias cubanas.

Visto 2768 veces Modificado por última vez en Lunes, 31 Julio 2017 13:04

Escriba su comentario

Post comentado como Invitado

0
  • No comments found