Viernes, 17 Agosto 2018 07:56

Lo que no pueden perdonarle a Nicolás Maduro

Escrito por Tomado de Granma

La Habana.- El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, ha declarado el próximo lunes 20 de agosto como día no laborable para "facilitar la entrada en vigencia del nuevo cono monetario y su proceso de adaptación".

A partir de ese día su país contará oficialmente con dos unidades contables: el bolívar soberano y el Petro, un nuevo sistema salarial y uno de precios anclados a la criptomoneda, además de un nuevo sistema de subsidio directo de la gasolina a las familias venezolanas y al transporte público nacional.

Se trata de una jornada que, sin dudas, marcará un antes y un después en la recuperación, renovación y estabilidad económica de un país que ha sido sometido a la más feroz guerra económica, sicológica, mediática y una violencia que causó múltiples víctimas inocentes. Un gobierno cuyas fuerzas opositoras -externas e internas- no han escatimado formas y métodos para desestabilizarlo, destruirlo y someterlo.

UN GABINETE ECONÓMICO EN ACCIÓN 

Intensas jornadas ha dirigido personalmente el mandatario venezolano junto a un Gabinete Económico constituido expresamente para definir, ajustar y supervisar las medidas urgentes que se pondrían en práctica como parte de lo que ha denominado el Programa de Recuperación económica, crecimiento y prosperidad de Venezuela.

El proceso ha incluido también tres días para la realización de un Censo Nacional de Transporte, que inició el miércoles 15 y que concluye este viernes, dando la materia prima principal para la reorganización previa de ese sistema de control de los combustibles y del transporte público.

Recordemos que había sido el propio presidente Maduro quien había convocado a la participación voluntaria en el censo el pasado 4 de agosto, justo en el momento en que se realizó un atentado contra su vida.

"Sé que cuento con el compromiso de millones", ha dicho Maduro al referirse a la voluntad y el espíritu nacional que debe regir la recuperación económica, que incluirá no solo la reconversión monetaria para consolidar la prosperidad del pueblo, sino también una mayor productividad y eficiencia en todos los renglones de la vida del país.

Entre las prioridades de trabajo ha precisado: "El Equipo económico debe dar el máximo de esfuerzo para aumentar los ingresos petroleros, mineros, turísticos, exportaciones no tradicionales y todas las alternativas productoras que generen riquezas que hagan sustentable y sostenible nuestra economía.

"Arranca una nueva historia en la vida económica de Venezuela que pone en el centro al ser humano. Pido el apoyo de todas las fuerzas productivas del país para que se sumen con el mejor espíritu al programa", señaló el mandatario mediante su página oficial en la red social Facebook.

EL PETRO: UN NUEVO TIEMPO

El Petro venezolano que pretenderá potenciarse y alcanzar una dimensión que muchos no se atreven a tratar de medir, tuvo su primer lanzamiento en febrero de este año e inmediatamente ocupó grandes titulares -entre otras cosas- porque su preventa alcanzó unos 735 millones de dólares en tan solo las primeras 20 horas de su circulación.

Calificado por el propio presidente Nicolás Maduro como un "bombazo", requirió que las tecnologías empleadas para garantizar la seguridad de las operaciones que se realizaran con él, impidieran la acción de "hackers, narcotraficantes y lavadores activos". Inmediatamente, se anunció la creación de una Tesorería de Criptoactivo y se ordenó la certificación de más de cinco mil personas para explotarlo en el país previa inscripción. Las máquinas empleadas para la minería digital provenían de China y habían sido emsambladas en Venezuela.

Desde entonces empresas, públicas como Petróleos de Venezuela (PDVSA) y la Corporación venezolana de Guyana harían un porcentaje de sus compras de insumos mediante este nuevo sistema. También el combustible para las aerolíneas y los servicios turísticos del país podría pagarse mediante la criptomoneda, así como servicios consulares en todo el mundo y la gasolina que se surtía en las gasolineras colombo-venezolanas.

Así se anunció la emisión de cien millones de Petros cuyo valor sería respaldado por la cotización del crudo del país y a diferencia de las más de mil 500 criptomonedas existentes a nivel mundial, el Petro nacía con un sustento físico por el respaldo de 5 mil 342 millones de barriles de petróleo provenientes del campo 1 del Bloque Ayacucho de la Faja Petrolífera del Orinoco.

El Gobierno venezolano daba así un paso trascendental en el enfrentamiento al bloqueo financiero que se le imponía a su país, a la vez que se incentivaba la inversión extranjera y se conformaba un nuevo sistema para el pago de bienes y servicios que retoma ahora otros caminos con el nuevo cono monetario y los sistemas de precios y salarios que iniciarán el próximo día 20.

LA UNIÓN CÍVICO MILITAR Y LA LUCHA POR LA PAZ

Unido al Programa de Recuperación económica, crecimiento y prosperidad de Venezuela, e imprescindible para alcanzar sus objetivos, el Gobierno bolivariano ha continuado reforzando la unión cívico militar y la lucha por la paz dentro del país.

La lucha contra la corrupción, el burocratismo, el respeto y el fortalecimiento de la institucionalidad del país, el reconocimiento y preparación del papel líder de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB) con el propio presidente como su Comandante principal, refuerzan también el avance en la construcción de la prosperidad y la estabilidad de la nación.

En las últimas semanas, a la vez que el Gabinete Económico apuntalaba los detalles para la próxima etapa que se inicia, también Nicolás Maduro se reunía en varias ocasiones con el Alto Mando de la FANB para evaluar las enseñanzas que dejaron los hechos del pasado 4 de agosto, reflexionar sobre los retos y responsabilidades de todas las fuerzas en la construcción de esa paz vital para seguir avanzando, con la participación de todos los venezolanos y venezolanas que aman a su Patria.

Al respecto, Maduro afirmó que se pretendía concretar el magnicidio para generar confusión y culpar a la FANB, empañando así el honor militar, y ratificó que esa es una de las acciones de la estrategia global del imperialismo para controlar el poder político y las riquezas naturales y económicas de Venezuela. "Estoy seguro que la FANB se hubiese unido al pueblo para llevar adelante una revolución más radical, revolucionaria y chavista", aseguró.

Exigió a los gobiernos de Colombia y de Estados Unidos que entreguen a los responsables del atentado, porque en esta nueva etapa de la Revolución "no habrá intocables", dijo refiriéndose a los que cometan actos violentos de cualquier índole que afecten la seguridad y estabilidad del país y de los ciudadanos.

"Luchemos por la paz, cuidemos la vida de la patria y avancemos sin descanso. Defenderemos nuestro derecho a la paz. La FANB tiene la responsabilidad de proteger la patria y hacerla inexpugnable al terrorismo imperialista oligárquico colombiano. Defenderemos la integridad del país y cuidaremos nuestro derecho a un futuro en paz y tranquilidad", señaló en uno de esos encuentros con el Alto Mando Militar. Este, a su vez, le ratificaría su respaldo al Gobierno, su compromiso con el legado de Chávez y con el pueblo.

UNA REVOLUCIÓN MÁS HUMANA, DIGNA Y SEGURA

Pocos en el mundo podrían entender cómo un país, un proceso revolucionario sometido a tanta presión, a tanta guerra de todo tipo, puede resistir y a la misma vez, hacerse más fuerte, abrirse nuevos caminos -internos y externos- y seguir adelante sin renunciar a los principios básicos que le dieron origen.

Tampoco pueden entender cómo un líder obrero contra el cual se han realizado todo tipo de acciones, hasta el atentado directo contra su vida, siga firme, en pie y decidido a hacer de Venezuela un país más soberano, próspero, en paz, con el ser humano como centro a partir de siete líneas estratégicas de trabajo que también fueron discutidas y asumidas desde la base hasta la sesión nacional, por el recién finalizado Congreso del Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV), fuerza política mayor del país.

Eso es precisamente lo que no pueden perdonarle las grandes oligarquías derechistas y el imperialismo a Nicolás Maduro: su resistencia, su gallardía, su dignidad, su capacidad para salir de cada escollo y avanzar a pesar de cualquier obstáculo por difícil que sea, su compromiso con el pueblo, que es a la vez el protagonista y beneficiario mayor, tal como hacen los líderes de las revoluciones más genuinas.

Visto 314 veces Modificado por última vez en Viernes, 17 Agosto 2018 11:21

Escriba su comentario

Post comentado como Invitado

0
  • No comments found