Miércoles, 14 Marzo 2018 06:03

Un polo, una comunidad: el compromiso de producir

Escrito por Yuset Puig Pupo

No es el canto de su gallo quien le roba el sueño a Edilberto González. Incluso, muchas veces se tropieza con el ave y la despierta de un traspié. El ladrido de los perros sí lo lanza de la cama como un resorte. Se pone las botas y va afuera a vigilar los corrales. Y aunque no sea nada y reste mucho para el alba, no logra cerrar los ojos nuevamente.

edilbertoLe da la voz a Georgina y en un santiamén el olor a café inunda el campo. Asegura que el guajiro no tiene horarios, hay una lealtad con la tierra que no anda con miramientos. Se aprende a ver en la oscuridad, a prevenir plagas, vendavales y observar los "nanomilímetros" que crecen a diario las plantas.
Allá en la comunidad de Puerta Prieta, en suelo "colombiano", todos le llaman Muñe. Es la persona que resuelve los problemas, a quien se busca para reparar el consultorio, arreglar un tractor, armar una actividad cultural y también -me cuenta jovial-, para conseguir 20 pesos antes del día de cobro.
Con este apodo, algo peculiar para ser un cacique, conquistó a su esposa hace más de 36 años. Establecieron una finca ganadera, tuvieron dos hijos y apostaron por los beneficios de la vida rural. Hace un tiempo las buenas nuevas le hicieron reencaminarse. El reto de acabar con el marabú allí impuso meta, y hombres como Edilberto se llenaron las manos de espinas en el empeño.
EMPRENDIMIENTO QUE FRUCTIFICA
No hubo muchos días para pensarlo. Hicieron la convocatoria de rescatar mil 47 hectáreas infectadas por la plaga y el asentamiento se volvió un hervidero de transformaciones. Muñe como era de esperar se puso a cargo. Y así surgió el polo productivo Séptimo Congreso.
Los sembrados de plátano en varias etapas advierten el sacrificio de los 24 trabajadores que dieron el paso al frente. En estos momentos, 36 hectáreas ya están en producción y planean cubrir otras 68 próximamente. No es cosa fácil. Allí la tierra le arranca sin piedad el sudor al guajiro.
"Puerta Prieta tenía tradición de hacer carbón y ocuparse del ganado, pero el suelo era prácticamente virgen en la agricultura. Por eso el marabú se multiplicó, cegando hasta los caminos", advierte Edilberto.
"Al principio, como es lógico, no había mucho optimismo -confiesa-. Lo más difícil fue la primera hectárea. Después la comunidad ha visto que sí se puede y de una manera u otra, todas las familias han aportado para que el polo crezca".
A Carlos Pavón lo encontramos sumergido en la siembra de plátano burro. Como director de Cultivos Varios en la Empresa Integral Agropecuaria, aseguró a 26 que ya palpan los resultados, pues en el primer trimestre del año entregaron a Acopio alrededor de 300 quintales de viandas.
"El 16 de abril del 2016 -puntualiza Pavón- rompimos a trabajar en esta localidad. Previamente se hizo un estudio del suelo y resultó ser fersialitico, o sea, con propiedades que aseguraban la fertilidad. Tuvimos en cuenta, además, la disponibilidad de agua, pues está cerca el río Tana y hay cinco pozos artesianos, con caudales significativos".
MÁS BRÍOS SEÑALAN EL RUMBO
polo2En su corta vida productiva, el "Séptimo Congreso" ya ha marcado un antes y un después en Puerta Prieta. De los beneficios de la tierra se obtuvieron los recursos para rehabilitar el consultorio médico, la escuela primaria y la bodega. Han trabajado en la recuperación de los caminos y los pobladores saben que paulatinamente también recibirán la ayuda que necesitan en sus viviendas.
El hollín del carbón quedó opacado por la vida de las plantaciones. En lo adelante, prevén vincular a este polo otras dos formas productivas. Cinco tractores de tecnología nueva, dos carretas y tres pipas de agua se mantienen al pie de los surcos.
Muñe nos cuenta con orgullo que nuevos vecinos se han mudado recientemente al barriecito. Esta migración es sinónimo de prosperidad. El polo productivo ha cambiado el rostro de aquellos parajes y, sobre todo, ha llenado la comunidad de esperanza.

Visto 2363 veces Modificado por última vez en Miércoles, 14 Marzo 2018 07:24

Escriba su comentario

Post comentado como Invitado

0
  • No comments found